Causas del ruido en la nevera

Ruido de la nevera: todas las causas y soluciones

Es inevitable que una nevera haga ruido. Es una característica en común de todos los electrodomésticos: mientras funcionan, suelen emitir sonidos. Imagina el caso de una nevera, que trabaja los 365 días del año, 24 horas al día. De todas maneras, con el avance de la tecnología, los fabricantes procuran que los electrodomésticos hagan el menor ruido, intentando que sean casi silenciosos. Pero hoy vamos a adentrarnos en el ruido de la nevera: todas las causas y soluciones.

Hay sonidos de la nevera que pueden considerarse como habituales, y son propios de su funcionamiento. En cambio, existen otros que no son normales, y te estarán dando la pista de que se está produciendo una avería. ¡Tienes que prestarles una atención inmediata para evitar daños mayores!

Neveras nuevas al mejor precio, sólo en Electronovo

Antes de explicarte todo lo relacionado al ruido que puedes sentir en la nevera y cómo solucionarlo, te recordamos que en Electronovo está siempre a tu alcance una amplia gama de ofertas en todo tipo de frigoríficos, tanto de una puerta, como de tipo combis o americanos.

Ruido en la nevera

Cuáles son los ruidos habituales y normales de tu nevera

Tal como lo hemos dicho en el primer párrafo, la nevera es un electrodoméstico que funciona “365 x 24”, con lo cual es lógico que sea prácticamente el más ruidoso de los artefactos electrónicos. Por ello, es importante que sepas cuáles son los sonidos habituales que hace un frigorífico… ¡no debes alarmarte por ninguno de ellos!

  • Burbujeo o borboteo. Tiene lugar cuando el líquido refrigerante de la nevera circula por sus conductos internos.
  • Chasquido. Este ruido te indica que el termostato se ha apagado luego de haber finalizado el proceso mediante el cual se regula la temperatura.
  • Silbidos o zumbidos. Se producen debido a la circulación del aire y del propio funcionamiento, tanto del motor como de los ventiladores del condensador y el evaporador.
  • Golpes. Estos sonidos se producen como consecuencia de la dilatación o contracción de las paredes, y son ocasionados por los cambios de temperatura.
  • Alarmas. En el momento en que suenan, simplemente debes revisar el motivo. La causa más frecuente es que hayas dejado la puerta de la nevera abierta.

Motivos por los que una nevera puede hacer ruido

Extraños sonidos te indicarán que algo no va bien en tu nevera. Cuanto antes arregles la avería que te indican, mayores serán las posibilidades de que evites un fallo mayor (podría impedir que sea reparado y obligarte a comprar un nuevo electrodoméstico).

Te facilitamos un listado de sonidos irregulares que deberían indicarte que algo funciona mal, y llamar a un técnico especialista lo antes posible:

  • Traqueteo. Lo suele producir un alimento que toca las paredes de la nevera (más, si está envasado en vidrio). Puede ocasionarse también si los estantes no están correctamente sujetos.
  • Fuerte vibración. Es probable que este ruido tenga lugar por una instalación incorrecta, que motive que la nevera choque contra la pared o incluso otro mueble de la cocina. Puede darse también por falta de nivelación en las patas regulables (ya que pueden desajustarse).
  • Bloqueo de las aspas del ventilador. En ocasiones, si este sonido proviene de la zona cercana al congelador y a los frescos, podría ocurrir que el ventilador esté sucio.
  • Problemas en los motores. Si tu nevera hace un chirrido más fuerte de lo habitual, podría indicar que tanto el motor del ventilador del evaporador o del condensador se estén estropeando.
  • Ruido desde el fondo (dando la sensación de que se estuviera sacudiendo la nevera). Este sonido indica posibles problemas en la bandeja de goteo.

Cómo puedes solucionar los ruidos de la nevera

Ya tienes identificada la mayoría de ruidos o sonidos que se pueden producir en tu nevera. Pueden ser problemas sin importancia que podrás solucionar tú.

La nevera hace ruido

Lo fundamental es que sepas cuándo tienes que pedir ayuda externa, o cuándo puedes resolverlos con facilidad.

Aquí un listado de problemas-soluciones para tu nevera:

  1. ¿Está mal nivelada? Busca un nivel (de aquellos que tienen una burbuja) para comprobar cuál es la nivelación adecuada. Si está mal instalada, la solución es separarla de la pared o de los muebles que estén a sus lados.
  2. ¿Hay ruidos por alimentos que chocan contra las paredes internas? Tienes que reorganizarlos, separándolos de las paredes para evitar que rocen con ellas. Si el ruido viene de las baldas o estantes, ajústalas bien para que no se vean afectadas por las vibraciones de la nevera.
  3. ¿El sonido viene de la bandeja de goteo? La manera de arreglarlo es sacar la bandeja y volver a colocarla.
  4. ¿Aspas con suciedad adherida? Nada que no se pueda solucionar con una buena limpieza (agua con jabón, y luego deja que se seque). Si las aspas están dobladas, tendrás que reemplazarlas por unas nuevas.
  5. ¿Complicaciones en los motores? ¡Llama a un técnico especialista!